La infertilidad

La infertilidad o esterilidad es la Incapacidad de la pareja de conseguir un embarazo después de un año –según la Sociedad Española de Fertilidad (SEF)– o después de dos años –según la OMS–, de intentarlo por medios naturales o la pérdida recurrente de embarazos en principio viables. (SEF, 2012).

Podemos diferenciar dos tipos de infertilidad: la primaria, imposibilidad de concebir un hijo de forma natural después de un año de vida sexual activa y sin protección y la secundaria, que ocurre después de haber concebido previamente.

Se considera que el 80% de las parejas con una vida sexual normal consiguen el embarazo en el primer año y otro 5% en el segundo año (SEF, 2012). Por ello, no se recomienda empezar ningún tratamiento antes de un año de mantener relaciones sexuales sin métodos anticonceptivos.

Los problemas de fertilidad preocupan cada vez a un mayor número de personas y estos no sólo son cosa de mujeres, se considera que el 30% tiene causa femenina, otro 30% causa masculina, un 25% se debe a causa mixta y un 15% es de origen desconocido (SEF, 2012, p.44) de lo que se desprende la importancia de la implicación de la pareja en este tipo de tratamientos.

En los siguientes enlaces nos centraremos en la infertilidad femenina y masculina y haremos una breve revisión de las principales causas desde la perspectiva de la medicina occidental (MO) y de la Medicina Tradicional China (MTC), así como de las posibilidades de tratamiento a través de un abordaje multidisciplinar.

fertilidad-femenina fertilidad-masculina-

Fertilidad femenina

 

Fertilidad masculina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.